De ellos, 3.118 corresponden a imputados conocidos y 331 a desconocidos. Las cifras se refieren al periodo establecido entre el 18 de octubre del 2019 y 30 de septiembre del 2020.

La Fiscalía Regional de Antofagasta informa que un total de 3.449 imputados (1.635 casos) han sido ingresados e investigados por efectuar delitos de mayor connotación durante el estallido social como: robo en lugar no habitado, robo con violencia e intimidación, desórdenes públicos, incendios y daños, tortura, malos tratos y receptación, entre otros. De ellos, 3.118 corresponden a imputados conocidos y 331 a desconocidos.

Dicho balance corresponde al periodo comprendido entre el 18 de octubre del 2019 y 30 de septiembre del 2020.

“A pesar de la complicaciones producidas por el estallido social y la pandemia por Covid-19 podemos afirmar que el 31% de los casos vinculados delitos con connotación social han sido finalizadas a través de sentencias definitivas condenatorias y monitorios”, explicó el abogado y vocero de la Fiscalía Regional de Antofagasta, José Troncoso Valdés.

En ese sentido, el vocero Troncoso recordó que “durante el año 2019, la Fiscalía de Chile tuvo un 12% de los casos con sentencias condenatorias. En la Fiscalía Regional de Antofagasta esa cifra alcanzó el 22% de condenas, siendo la segunda más alta de Chile. Respecto a otro número de casos, la Fiscalía ya ha solicitado audiencias de formalización o juicios, previa acusación ante los Tribunales de la ciudad”.

Cabe precisar, que el estado de los casos vinculados a los delitos en contexto de estallido social, el 47% de ellos, han sido finalizados, siendo el 5% suspendidos y 48% vigentes.

En términos cuantitativos, el ingreso de imputados que realizaron delitos vinculados a incendios y daños fue 2.222, aumentando en 28%; mientras que los relacionados a robo en lugar no habitado ascendió a 2.128, un 24% más comparado con el periodo anterior.

En relación a los imputados que cometieron delitos por desórdenes públicos, éstos aumentaron en 768% en el periodo comprendido entre 18 de octubre del 2019 y 30 de septiembre del 2020. Dicha cifra dista de la producida entre el 18 de octubre del 2018 y 30 de septiembre del 2019 que alcanzó los 96 imputados.

“Estas cifras nos demuestran que se incrementó en 141% el ingreso de delitos de mayor connotación social, en comparación al año 2018 y en 14%, en el periodo comprendido desde 18 de octubre del 2019 al 30 de septiembre del 2020”, sostuvo el Vocero José Troncoso.

Derechos Humanos :

En relación al estado de los casos (es decir, que pueden existir uno o más imputados) ingresados por delitos vinculados a los Derechos Humanos como apremios ilegítimos cometidos por empleados públicos, abusos contra particulares, torturas cometidos por funcionarios públicos, torturas por particulares agentes del Estado, entre otros.

De ellos, el 98% posee imputado desconocido y sólo 2% son conocidos.

Sobre los casos ingresados por delitos de apremios ilegítimos por empleados públicos, éstos alcanzaron un total de 709, siendo 277 ya finalizados y 432 en estado vigente.

En tanto, el ingreso de delitos por torturas por funcionarios públicos, éstos llegaron a un total de 75 casos. Siento 30 de ellos ya resueltos y 45 en estado de vigencia.

“Debido a complejidades derivadas por la Pandemia por Covid-19, el sistema judicial tuvo que volver a organizarse en audiencias y juicios online, con menos salas disponibles, por lo que estamos conscientes que los casos han ido avanzando, pero más lentamente. Aún existe un 61% de casos vigentes por delitos relacionados con Derechos Humanos, durante el estallido social”, sostuvo el Vocero de la Fiscalía, José Troncoso.

Delitos de Saqueos :

Con respecto a la prisión preventiva de los imputados que cometieron delitos vinculados a saqueos, un 72% de ellos corresponden a robo en lugar no habitado y 28% a receptación.

De ellos, el 91% de los imputados, formalizados y que quedaron en prisión preventiva por los delitos relacionados por saqueos (robo en lugar no habitado y receptación) ya contaban con antecedentes penales anteriores y cuyo promedio de edad era de 28 años.