Fuente: DW Internacional

  • Los edificios se sacudieron y los trenes y el metro se detuvieron temporalmente en la capital japonesa, donde no se reportaron daños mayores.

Un sismo de magnitud 5,9 sacudió la región de Tokio este jueves por la noche, sin que existiera riesgo de tsunami, aunque provocó más de 20 heridos, informó la Agencia Meteorológica de Japón (JMA).

El movimiento, que se sintió en gran parte del este de Japón, hizo temblar a algunos edificios y activó las alarmas en los teléfonos de los habitantes para darles tiempo de ponerse a salvo.

El epicentro del movimiento telurico, ocurrido a las 22:00 horas, y se situó a 80 kilómetros de profundidad en el departamento de Chiba (al este de la capital), señala la agencia. Por el momento no se tiene constancia de daños.

Por precaución fue suspendida la circulación de trenes locales y de los de alta velocidad (Shinkansen).

Horas más tarde, tras realizar comprobaciones de seguridad, el servicio de trenes fue restablecido. El metro de Tokio también reanudó su servicio. Sin embargo, poco después del sismo una larga fila de personas trataban de conseguir taxis para volver a casa.